16 mar. 2006

Oscar Arias: El Cambio de América Latina hacia el Centro

Traducción libre del Artículo que escribió nuestro futuro presidente Oscar Arias sobre la situación política en América Latina y las políticas económicas frente a USA. Salió el 15 de marzo en el Washington Post. Como aparentemente no es suficientemente importante lo que diga el futuro presidente sobre su país, hasta donde sé no apareció en ninguna fuente noticiaria en español, nuestro idioma. Gracias Oso por el link!

El cambio de América Latina hacia el Centro

por Oscar Arias
Publicado el Miércoles 15 de Marzo 2006 en The Washington Post en la página A19

La elección de Evo Morales como presidente de Bolivia en Diciembre generó una serie de titulares declarando que América Latina se había inclinado a la izquierda. Los latinoamericanos están hartos, algunos dicen, del "Consenso Washington" de mercados libres y disciplina fiscal, que ha fallado en borrar toda la pobreza e desigualdad, y como un resultado sus gobiernos están regresando al proteccionismo, al control del estado de las industrias y gastos sociales ilimitados.

Pero para juzgar por la victoria de mi partido social democrático Liberación Nacional en las elecciones del 5 de febrero, nuestro país no recibió el mensaje que toda América Latina está virando hacia la izquierda a la antigua. Y a decir verdad, tampoco lo hizo la mayoría de países de la región.

Los gobiernos de la mayoría de las naciones de Sudamérica y todas las naciones Centroamericanas son notablemente moderadas, un cambio radical de la polarización ideológica que encontré cuando fui electo presidente por primera vez hace 20 años. Podemos creer en la responsabilidad del estado para aliviar la apabullante pobreza que aflige 40% de la población de América Latina, pero la mayoría de nosotros también afirma que no hay mejor cura para la pobreza que una economía más fuerte y globalmente integrada.

Espero que Costa Rica pronto reafirmará su dedicación para abrir mercados al ratificar en Tratado de Libre Comercio con los Estados unidos, que ya otros seis países participantes han aprobado. Chile ha firmado un acuerdo de comercio bilateral no sólo con muchos del Hemisferio Oeste pero también con la Unión Europea, China, Corea del Sur y también Singapur. Aún Venezuela ha expandido su participación en el mercado al unirse a Mercosur, mientras que Uruguay podría retirarse de esa alianza para perseguir un pacto de comercio más lucrativo con los Estados Unidos.

Las políticas de economía doméstica de la región también tienden a alejarse del socialismo. En enero, el Fondo Monetario Internacional felicitó la "firme adherencia a políticas macroeconómicas prudentes" de Brasil: en particular la reducción de la deuda y una tasa cambiaria flotante -- difícilmente un recurso de izquierda. Brasil también está considerando permitir la competencia con su monopolio estatal de los seguros, una reforma que Chile ya ha implementado.

si hay algo que está atrasando la continua apertura de las economías de América Latina, no es una cultura política de izquierda sino más bien la agricultura de Estados Unidos. El gobierno de Estados unidos gasta alrededor de $20 mil millones por año para subsidiar las agroindustrias, bajando artificialmente los precios mundiales de cultivos y privando de la plata que necesitan para sobrevivir a los más pobres agricultores del mundo. Muchos gobiernos han estado reacios a abrir sus fronteras por temor que sus campesinos se ahoguen en una inundación de maíz y frijoles baratos. Mientras un área de libre comercio en las Américas sería un gran beneficio económico, hay poca posibilidad que un tratado sea adoptado mientras los campesinos de América Latina se enfrenten a la competencia no sólo de los agricultores estadounidenses sino de la Tesorería de Estados Unidos también.

Y hay todavía un obstáculo mayor a nuestra integración global económica, que el creciente gasto de gobierno debe ayudar a superar: nuestros pésimos sistemas educativos. Un tercio de los niños de América Latina nunca llegan a la educación secundaria, y un porcentaje todavía más pequeño que ese es el que asiste en las zonas rurales. Nuestras sociedades no pueden ser competitivas en una cancha global de juego si dejamos tantos jugadores sentados en la banca.

En Costa Rica, mi gobierno va a aumentar la inversión anual en educación del 6% al 8% del producto interno bruto, y proveerá subsidios a nuestras familias más pobres para que sus hijos no sienta presiones financieras para salirse de la secundaria. Para un país cuyo crecimiento reciente ha dependido de inversiones por compañías tales como Intel, Hospira, Boston Scientific, Procter & Gamble y Hewlett-Packard, aumentar el subsidio para la educación no es una posición ideológica sino una necesidad económica.

Si las políticas de América Latina están moviéndose en alguna dirección, es hacia la moderación y la democracia. La era de las dictaduras ideológicas en la región han, con algunas desafortunadas excepciones, terminado. Las elecciones en Bolivia fueron libres y justas, y aunque las políticas del ganador representan un cambio a la izquierda, su etnicidad representa un cambio hacia la democracia: Evo Morales, un indígena Aymara, es el primer presidente indígena en la historia de este país predominantemente indígena.

Tanto en su etnicidad como sus políticas, Morales es una excepción más que una regla, lo que es la razón real de merecer la atención internacional que ha capturado. Una tendencia general de moderación política en América Latina genera un titular mucho menos interesante, pero también genera vidas mucho mejores para nuestros pueblos.

Oscar Arias fue presidente de Costa Rica desde 1986 a 1990 y ganó el Premio Nóbel de la Paz en 1987. El mes pasado fue electo para un segundo periodo como presidente.


En otros blogs:
La Barbarie de Argentina

Opinion Work Product















11 Comentarios:

Anonymous marcelo dijo...

Pequeña nota: en Español se dice "periodo", no "término."

8:49 a. m.  
Anonymous prosa corrosiva dijo...

Sí marcelo, ya sabemos. En español tampoco se escribe "aprovado" ni "Korea" ni "enconomías", y el concepto de "billón" siempre es un enredo.
Apreciemos el fondo del asunto: El artículo en sí, el que alguien se tomara 15 minutos para reescribirlo en español, y el que Medea lo haya puesto a nuestra disposición en este sitio, porque si no muchos no nos habríamos enterado.

11:04 a. m.  
Blogger medea dijo...

acharita, me llovió.

Ya resolví los problemas de ortografía y de conceptualización monetaria.

11:30 a. m.  
Blogger El Reverendo dijo...

"acharita"

jajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajaja

una de las palabras mas folkloricas de este pais, aunque no se si en otro paises se usara igual.

en fin, es graciosa.

11:37 a. m.  
Blogger akxi dijo...

yo veo a Hugo Chavez bien sentado en su trono... no c :P

Y por nosotros, ojalá q nos vaya bien...

12:24 p. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

en español se pueden usar ambos, "término" y "periodo".
Además, Arias apesta!

2:10 p. m.  
Anonymous prosa corrosiva dijo...

Medea, la cosa no era con vos, sorri si pareció así. Acharita.

Me encanta como escribís, y te admiro porque dominás el idioma costarricense mucho mejor que un montón de ticos. Es de lo más refrescante.

Y acharita que algunos no lo vean así, pero no veo cuál parte del escrito de Arias se puede considerar cuestionable, truculenta, apestosa o intrínsecamente malintencionada. A mí es al que me va a llover ahora, pero creo que Oscar Arias es el presidente de habla más natural y mejor articulada que yo recuerde. Parece que piensa lo que dice, que hoy por hoy es en sí algo digno de admiración.

Ahora, que diga lo que piensa... es algo que veremos pronto.

9:39 p. m.  
Blogger medea dijo...

Que dicha que se me adelantó. Si seguís los dos blogs linkeados al final del artículo, uno de los autores está de acuerdo con lo expresado por Arias, el otro no: cree que los argumentos de Arias son sacados del aire y no son fundamentados. Yo comparto la segunda opinión. El artículo está bien escrito, no nos deja mal posicionados, no nos compromete más de lo que quisiéramos, pero está mal fundamentado. Es a mi parecer un ejercicio de retórica.

No puse el artículo porque pensara que había juego sucio, sino porque ya que va a ser nuestro presidente, es importante saber qué es lo que está hablando con otras naciones, y cuál es su posición e imagen internacionalmente. A lo hecho, pecho. Serán 4 años, lo mejor que se puede hacer es informarse, involucrarse y tratar de incidir políticamente en las áreas que sea posible.

7:35 a. m.  
Blogger Humo en tus ojos dijo...

A mi lo que me parece truculento es que escriba como si la balanza no hubiera estado a punto de tomar otro rumbo antes de definirse con claridad que él llegó a su segundo mandato... por una nariz... o dos orejas...

9:49 a. m.  
Blogger Denise dijo...

De acuerdo con la humeante, hay un par de cosas que están raras, la primera es que asume y escribe con un ímpetu del que ganó por tandeada, cosa que no es verdad; la segunda es que pone el ser de izquierdas como algo corrosivamente terrible, cosa que yo en lo personal no comparto.

En cuanto a lo que dijo de la inversión en educación y tal, espero que lo cumpla. No tengo mucha fe, lo siento, porque creo que pasará que -una vez más- será un excelente diplomático y hará gestiones geniales en la política exterior, pero se quedará renco en lo nacional. Ojalá me equivoque.

Alguien se acuerda de esa canción que cantaba la gente en su gobierno anterior, era algo como "las casitas de Oscar Arias son de cartón, de cartón, de cartón" (¿o estoy muy vieja y por eso la recuerdo?)

En todo caso, genial poder leer estas cosas.

12:06 p. m.  
Anonymous Anónimo dijo...

Medea, tres comentarios nada más. Por aquello de las dudas, yo vivo fuera de Costa Rica, y no pude ir a votar. Si hubiera votado, lo hubiera hecho por cualquiera que pudiera ganarle a Ottón, porque yo veo en él a un Rodrigo Carazo Odio supervitaminado y mineralizado. Vos tal vez no te acordés del Macho Carazo... yo sí.

PRIMERO: A como yo lo veo, Oscar Arias escribe un artículo de opinión, no un reporte de datos... así que no veo dónde está la falta de respaldo de sus opiniones. Para mí, están tan bien o tan mal fundamentadas como se lo dicte su criterio. A mí me parece tal vez un poco más optimista, un poco más conciliador de lo que yo quisiera ("palanganoso" diría mi mamá), pero diay, pareciera que está ejerciendo su derecho de ver el vaso medio lleno y tratar de esbozar un mapa de puntos coincidentes sobre los cuales construir un camino.
Discrepo de la gente que comenta sobre "el tono". No veo en ninguna frase del artículo de Arias, ninguna seña de matonismo o altivez triunfalista. En una ocasión menciona "la victoria" de su partido, pero no lo hace como si fuera un evento digno de arco de triunfo. Estamos claros que Arias fue electo por un margen estrecho, pero electo a fin de cuentas. Ya se peló el rabo monumentalmente al no aceptar el debate con Ottón, ojalá Oscar mismo se haya dado cuenta de esa falta. Creo más bien que el tono del artículo es moderado, prudente, me molesta que tal vez está "trying too hard". Definitivamente el tono es apaciguador, como para caer bien al readership del periódico en que fue publicado, cosa que no me cae demasiado bien. Por otro lado, en el clima actual, tengo la impresión de que poca gente reconoce posiciones moderadas respecto a Arias o respecto a Ottón. No sé cómo comentar positivamente el discurso de Arias, sin parecer un arista de hueso colorado, o un pro-política tradicional-argollista-de-la-que-estamos-todos-hastiados.

SEGUNDO. Para hablar y comer pescado, hay que tener mucho cuidado. Justin Cox escribe un artículo en el que dice que Oscar Arias no respalda sus argumentos, -que como dije arriba, son sólo opiniones, no datos- pero se deja ir con esta perla: "A staggering percentage of Central American citizens live abroad – primarily the U.S. – and remittances often make up 25% - 40% of their economies." Dejando de lado "sólo" el hecho de que eso es una falsedad palmaria, me concentro en el otro hecho: Justin Cox no ESPECIFICA ni RESPALDA su altisonante argumento. Cuánto es, específicamente, ese porcentaje "staggering"? Cuáles, y en qué porcentaje cada uno, son los países cuyas economías dependen de remesas enviadas desde EEUU? Todo un ejemplo de coherencia el Justin. Quién es este idiota?

TERCERO. Justin Cox, un niño recién graduado de Washington University en St.Louis, Missouri, para más señas un maizal en el centro de lo que los estadounidenses de ambas costas llaman "the Fly-over states". Sí que me revienta cuando los gringos escriben en alguna jerga periodístico-académica-wannabe sobre asuntos que sólo conocen a través de lo que ven en una clase de Latin American Studies -y que repiten como loros-, y que no corresponden a la realidad en que viven o han vivido. Es la misma actitud de los machillos que se van un verano a "build schools in the 3rd world" o alguna tontera similar (y a la vez a tranquilizar su conciencia colectiva de país), que produce gente que después de un par de meses en "Costa Rica, Puerto Rico, whatever", creen que saben de lo que están hablando. Al regresar a su país se sienten lo más filántropos y lo más autorizados para dictar cátedra sobre todo lo que sucede en los países habitados por "esa gente exótica". Lo peor es que a veces les dan pelota, tan corrongos ellos.

5:04 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal