11 abr. 2006

Defense de changer

Como el judío errante me han tenido vagando de oficina en oficina, con expectativas tan altas que pesan sobre mi y muy poco tiempo para lograr los resultados. Una semana. Tengo una semana para que todos los papeles y documentos estén listos para viajar. Una semana para aprender lo que a otros les tomó meses. Una semana y estaré en un avión rumbo al norte para el primer viaje de trabajo de mi vida.



Hoy estuve de malas pulgas todo el día. Apenas comprensible. Creo que apenas hasta ayer me di cuenta de lo mucho que me desestabiliza el cambio cuando es algo que no controlo. Y de pronto me dio por pensar si fue la opción correcta cambiar de trabajo, si escogí bien el lugar, si no hubiera sido mejor quedarme ahí donde estaba comiendo mierda pero con buena paga. Porque entonces solo tendría que lidiar con UN cambio a la vez. Maldecí todo el camino de regresa de Heredia a San José porque ahora tengo que viajar muchísimo más y por menos dinero, porque los buses son un asco, porque no tengo amigos ni conocidos en el trabajo, porque me siento sola y como una arrimada a la hora del almuerzo donde las conversaciones se dan y no tengo nada que decir.

Sé que simplemente es un reflejo de la incertidumbre. Siento demasiada inseguridad. Lo de ayer ha sido un gran golpe a mi autoestima. Creí que era inteligente, que tenía habilidades para resolver conflictos y problemas, que podía recolectar evidencia y tenía capacidad para llegar a conclusiones y resulta que no. Que lo importante me agarra de sorpresa, que soy totalmente cuadrada y ciega. Y dudo de si será sólo en lo personal o también se verá reflejado en mi vida profesional. Si estaré tomando todas las decisiones incorrectas, si mi criterio estará falseado. Si escojo personas que resultan no ser las indicadas, si será lo mismo con el trabajo, con mi decisión de pasarme de casa o no. Al sentarme a meditar decisiones pasadas, entonces me da miedo que me de por compensar en un futuro. Y que más bien, empujada por el estrés, tome decisiones que sí estén totalmente desfasadas. Entonces estoy midiendo cada paso que dí y cada paso que voy a dar y es bastante paralizante.

Ayer vi una buena película: Eternal Sunshine of the Spotless Mind. Recomendada y pues sentí que sería momento perfecto para verla. Me quedó como anillo al dedo. La disfruté tanto! Original, diferente, entretenida, que me hizo recapacitar de muchas cosas y la verdad que creo que no me gustaría borrar a nadie de mi vida. Sería imposible desligarme de todo lo que me recuerde a la persona, porque cuando estoy con alguien es como que todo está relacionado. Por otra parte, me encantó la idea de tener que recordar todo para poder olvidar. Y tras eso, la posibilidad de recomenzar y redescubrir lo que hizo que uno se enamorara en el primer lugar.

Mis sueños no colaboraron. Ojos cafés apareció y me terminó de una manera diferente. Recordé en el sueño que tengo todavía las llaves del apartamento. Las había quitado de mi llavero hacía una semana y quedaron acá colgadas. Junto a ellas están copias de llaves que abren puertas que no reconozco, llaves con candados pegados, las llaves de maletas que nunca llevo para viajes y las llaves de mi apartamento viejo en Monteverde. Otra cosa más para devolver, junto con un par de libros. Como fue el último sueño de la noche, desperté con él dándome vueltas por la cabeza, y en el baño hice el esfuerzo de bloquearlo, y ya para cuando estaba en el trabajo solo recordaba lo que había pasado, pero ya no el cómo. Suficiente tengo con tener una versión grabada en la cabeza.

Así que sigo pa´lante. Gracias por todos sus mensajes, me hicieron recordar que todo mundo pasa por lo mismo en algún momento. Como la canción de Eternal Sunshine: Everybody's gotta learn sometime.... Hoy me siento mejor que ayer y probablemente mañana sea mejor que hoy. Y aunque sea de a poquitos, sé que estas cosas son de las que se curan con el tiempo. Me tocará esperar.




5 Comentarios:

Anonymous Kaos dijo...

Shit Happens :)

Que bueno que ya te sientes mejor.

Todos pasamos por eso. Justo cuando creemos que todo está bien, llega el cambio y nos desestabiliza... a veces no se está listo y cuesta acostumbrarse, pero si algo he aprendido de mis 21 años de vida es que el ser humano tiene una capacidad de adaptación increíble.

Lo más importante Medea: no estás sola. Tienes amigos (y lectores) dispuestos a ayudarte y a lograr que te sientas mejor. ;)

"Que estés mejor cada día!"

3:20 a. m.  
Blogger Chris dijo...

Tienes miedo de equivocarte, de que tus decisiones no hayan sido las correctas? Pero dime cómo, cómo lo sabrías sin haberlas tomado? No lo sabrías.

Todo pasa por causalidad y no por casualidad, no te sientas inútil cuando sos una persona capaz de dar muchísimo!

Es comprensible que después del episodio de antier estés de malas pulgas, medio agrícola y hasta sensible que con el más mínimo susurro escuchas gritos.

El trabajo es una buena terapia para sumergirse y "olvidar" esas cosas que queremos disimular sacando cuentas, atendiendo llamadas o respondiendo mails.

Y puedes distraer tu mente pero tu corazón te estará dando golpes y tumbos sin parar. Estoy seguro que tienes gente, amigos en los que apoyarte, bien por vos! Porque a veces a uno le toca enfrentarse solo a la soledad.

Vas a salir adelante, te lo garantizo por lo que estás pasando es muy común, no hay nada más que decir que lo que vos misma concluiste: Distraerse es lo mejor para no pensar, el problema es pensar con qué distraerse!

Saludos.

3:21 a. m.  
Anonymous Zed dijo...

Hola,

Aunque he estado un poco alejado, me he mantenido como lector fiel e informado de qué tal te va por este mismo medio.

Respecto a lo que escribes, mis humildes opiniones:

1. Los viajes de trabajo son HIGHLY OVERRATED. Se necesitan sólo tres cosas para viajar: Plata, pasaporte y pasajes. Y además tener claro a qué va uno.

Eso es todo. Objetivos claros. Uno viaja, cumple los objetivos y se devuelve. El que diga uuuuuyyy! que tuanis viajar de trabajo...no. Es mentira. Es bonito viajar a pasear. Viajar a trabajar almost sucks.


2. Charlie Kaufman es Dios. El mae escribe guiones como ningún otro mortal hoy en día.


3. I'm very sorry about your breaking. Como decía sabiamente kaos...shit happens.

Como decía mi abuelita: "Lo que conviene viene". O "Dios sabe porque hace las cosas". O "No hay mal que por bien no venga". Todo eso decía mi abuelita. Bueno también decía..."ay hijuep$#&! mocosos dejen de correr por toda la casa"...pero aún hoy tiene sus momentos de sabiduría.

Te vas a reponer. Y es normal que te sientas como te sientes. Pero tal y como dice el proverbio: Lo que no te mata te hace más fuerte.



4. Desde acá desde la gradería, parece que estás tomando muchas decisiones correctas y que vas para delante. Por supuesto (tal y como los pasa con los que comentan el arbitraje del fútbol después de ver las repeticiones quince veces en cámara lenta)...desde la barrera se ven mejor los toros.


5. Respecto a tu cita de "Creí que era inteligente"...

Mmmmm...no. Sí, sí sos inteligente. Me consta. Y una de las más inteligentes que conozco. Simplemente estás pasando un mal rato.

Por último....¿¿qué andas haciendo por Heredia?? Trabajas allí?

En fin, espero volvamos a ponernos en contacto.

Cuidate mucho. Un abrazo.

12:00 p. m.  
Blogger Citrus dijo...

Disfrutá tu primer viaje de trabajo tanto como yo disfruté mi primer Almuerzo de Trabajo.

Es vacilón el primero, de lo que sea.

6:02 p. m.  
Anonymous who's chopper is this? It's Zed's. dijo...

Qué tipo de trabajo es que hacías? Porque dependiendo de lo que sea, tal vez el viaje sea vacilón.

El almuerzo: Qué pasa, estás obligada a almorzar con la gente que trabajás? o es que el sitio es tan remoto que básicamente no hay opción más que el comedor del sitio o algo así?

Así es, los viajes de trabajo generalmente dan más pereza que otra cosa. Principalmente porque al estar lejos de casa querés conocer, querés ventearte y hacer algún despiche... y los demás están trabajando y te vuelven a ver y se preguntan si estarás loca.

6:51 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal