2 oct. 2006

Carepicha.

Claro, la mejor manera de hacer reir a Dios es contarle tus planes. De la misma manera, basta decir "hoy no llueve" para que el aguacerlo caiga inmisericorde. Esta vez cerré la sombrilla y la guardé, y caminé por la lluvia y ésta también fue desbaratando la cáscara que me recubría hasta que finalmente se debilitó lo suficiente para resquebrajarse, caerse y dejar al descubierto las fachas que tan fuerte he tratado de tapar.

Tanta hablada de mierda. So much self-righteous pontification. Me doy cuenta que estoy tan vacía, que la cáscara cada vez se va deshaciendo de adentro para afuera, y ya hay lugares traslúcidos que dejan ver de lo que en realidad estoy hecha.

Entonces el viernes veo una película tonta y su superficialidad cala profundo. Paso la noche pensando en que mi cuerpo no me satisface, que como demasiado, que no hago ejercicio, fumo demasiado, mi pelo es una estopa, que me visto como pordiosera, que profesionalmente estoy estancada, que tengo 25 años de hacer odd jobs sin dirección, que estoy en una relación que de por si se va a terminar pronto, que mi cuarto es un chiquero, que mis estados de ánimo parecen una veleta, que no sé qué va a pasar con mi gata, que me gustaría poner todo esto en palabras.

El sábado estoy de un humor de perros y trato de mantener el estoicismo. Salir a trabajar sábado madrugado. El flirteo del paramédico hoy ni me hace gracia, y parezco el pitufo gruñón aún a pesar del 100 que me saco en el curso de RCP. A la salida llamo para coordinar un almuerzo y espero en medio de la ciudad, dando vueltas por ahí tratando de entender dónde se fue toda la emoción. La tarde va de mal en peor llena de esos silencios incómodos, y yo cruelmente poniéndolos en evidencia y haciéndolos todavía más insoportables.

El sábado en la noche sigo comportándome ejemplarmente, ahora sumándole indiferencia. Pero por lo menos ya sonrío.

Domingo ya no me aguanto más y me caigo a pedacitos y la tarde la paso con un manojo de kleenex en el puño.

Por lo del viernes, por lo del sábado, porque no merezco estar con alguien tan incondicional siendo yo tan cruel, porque no voy para ningún lado, porque me voy, porque vivo una verdad a medias, porque no me puedo entregar, porque estoy ausente en el presente, porque me da la gana, porque quiero estar sola, porque no quiero que me dejen, porque no soy feliz, porque soy negativa, porque soy un ave de mal aguero, porque soy mentirosa, porque no soy la que debería estar llorando, porque no sé que es lo que quiero en realidad.



13 Comentarios:

Anonymous Edward dijo...

La realidad está en declive y los motivos para no estar tranquilo sobran, de hecho, son infinitos.

Q feo esos domingos en los que todo en la vida de uno es un desperdicio, blasfemia o no tiene sentido hasta ahora... y los lunes... "empezar de nuevo" (a engañarse de q todo puede salir bien)...

Lo unico que se, es que siempre hay alguna pequeña cosa por ahi que activa ese estado crítico. Si ese algo es "respirar" entonces tenemos un problema

11:02 a. m.  
Blogger Zoe3500 dijo...

Se q no necesitas q alguien te diga sabes q podes hacer esto bla bla , pero no me aguanté y ahora q te leí me recordaste a la Zoe q era antes, a la q nada le llenaba, puede q lo q te diga te ayude o te caiga mal, al menos tu tienes ya localizados los puntos q no te estan haciendo feliz, porque no trabajas en ellos empieza de adentro para afuera, en mi caso tengo un trabajo y una carrera q no me llena entonces tomé lo positivo de eso para buscar lo q quería, gano muy bien y el ambiente es tranquilo y amigable, q hacer con eso buscar otras areas q realmente me gustaran con el tiempo q me sobra hago multiples cosas, toco guitarra los martes, voy a capoeira los miércoles, los jueves y viernes hago spinning y Zumba, los sabados aprendo otro idioma, los domingos los uso para estar tranquila y descansar entre otras cosas, aunque ahora tengo la costumbre de salir a caminar por las montañas heredianas porque los días han estado muy soleados, ahora mis días son muy cortos no tengo tiempo de sentirme triste porque mi cerebro y mi cuerpo estan muy ocupados y hoy 2 de octubre digo wow q año q va volando. Recuerdo los planes q tenías para este añoy uno era bajar de peso, el año no ha teminado porque no empezar por ahi

11:30 a. m.  
Blogger Jen® dijo...

ay medea.. pero ud no es ave de mal aguero. a lo mucho un pajaro pechoamarillo de esos llamativos.
no sea tan dura!

8:14 p. m.  
Blogger Caro dijo...

hay días así, son inevitables...
Es como que de repente uno de repente se da de golpe con la realidad.
Pero lo interesante de todo esto es que esa es la realidad que uno quiere ver. En el fondo puede que de todo eso malo que ud se ve, no todo le parezca TAN malo todo el tiempo.
Además no hay manera de buscar perfección y la verdad el ser buenos en alguna cosa ya es bastante pedir.
No sea tan dura con ud misma. Puede que si, haya cosas que mejorar. Todos tenemos una lista que parece interminable, pero pienselo así (o al menos eso m eha servido a mí de consuelo en momentos de deseperación)... Algo bueno debo haber hecho para tener tantas cosas buenas (como la persona incondicional que ud menciona).
No importa si ud no sabe qué fue lo que hizo, al final eso es lo de menos. Pero trate en la medida de lo posible de no deseperarse para que no se auto-lastime más de la cuenta. Uno siempre es el más duro juez para con uno mismo y no siempre tenemos en cuenta que hay que tener firmeza, pero también se flexibles y darle un chance a la gente y en especial a uno mismo.
Se lo digo como experiencia, yo se que talvez le parezca pura hablada o este pensando "y esta quien se cree para venir a decirme que hacer" pero se lo digo porque yo tuve que dejar de verme asío ya no me iba a querer-soportar ni sola.
Es cuestión de tiempo y conlleva mucho trabajo, a mí me falta muchísimo aun, pero bueno, al menos eso le da algo en que pasar la vida entretenida haciendo.

Mi humilde opinión...

10:48 p. m.  
Anonymous Mar dijo...

Medea: solo te puedo decir: animo!, por que las cosas pasan, pero mientras que son una mierda si se hacen eternas...

tranquila, yo he estado en situaciones similares y yo se que por mas que te digan lo que sea, uno no logra ver luz....pero animo, ya se te pasara la mala racha!

11:13 p. m.  
Blogger Itarille Faelivrin dijo...

Como que describiste mis fines de semana del pasado...

Definitivamente para mi no hubo palabras, ni auto-motivaciones, ni nada que me sacara de ese estado, a mi lo que me ayudó en principio fue la fluoxetina!

Que vivan las maravillas del mundo moderno!!

3:27 p. m.  
Anonymous Lilliana dijo...

Jamas pense que alguien tuviera el don de escribir y redactar la forma en que muchas personas no sentimos. Yo pense que era la unica.

3:33 p. m.  
Blogger medea dijo...

hey, gracias por las palabras de apoyo.

Ahi vamos mejorando la actitud. A ver si nos resulta.

4:15 p. m.  
Blogger furia dijo...

hace cuatro años que trabajo los fines de semana, y cuando tengo uno libre lo odio, porque no sé que hacer con él. No hay una llamada, no hay un abrazo, no hay una cita, no hay ni familia que vive tan lejos...

6:39 p. m.  
Anonymous Kaos dijo...

A mi me pasa lo contrario de Furia. soy un maestro para perder tiempo. No hay momento en que diga... "y ahora que hago?"

y sin embargo, me siento similar a Medea. El camino que sigo no me gusta y no sé si es muy tarde para cambiarlo. Ese vacío se siente horrible, eso de sentir que no se va a ningún lado...

Tendré que hacer una encuesta a ver quién es realmente feliz con su vida. Creo que saldrían números negativos :S

1:32 a. m.  
Blogger Itarille Faelivrin dijo...

Yo... Yoooo!!! Yo soy feliz!!! :D
No todo está resuelto, ni lo estará, pero yo si soy feliz :D


Y perdón por comentar dos veces, pero Kaos preguntó... :P

9:29 a. m.  
Anonymous Marce dijo...

Hola Medea, querida colochuda, tejedora compulsiva y compa de Cinemanía... hace rato que no te veo pero siempre me gusta meterme a tu blog porque me delito mucho leyendo esas oleadas de sentimientos que salen de tu alma...
Me siento vacìa hoy sàbado y es uno de esos días en que quisiera hacer tantas cosas pero que la nostalgia me invade y me provoca irme a casa, a ver una peli y beberme la noche en vino tinto...

Hoy justamente no te puedo animar pero sí te digo que te entiendo y te comprendo.

Marce

4:23 p. m.  
Blogger lucia dijo...

esta cosa es como el hueco de ozono. es endémico, fenómeno de época, tremendo. pero permitiéndome opinar, lo que a mí me salvó fueron tres cosas, en el siguiente orden:
1) ocuparse, no pre-ocuparse.
2) moverme más mental y físicamente (a veces todo es una reacción enteramente fisiológica por falta de ejercicio, no algo existencial).
3) si siento que no puedo hacer nada más por mí, intento hacerlo por otros, y de ese modo no solo evito caer en el vértigo de mirar mi propio ombligo, sino que encuentro retroalimentación, motivación y esperanza.

9:53 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal