12 feb. 2007

En el politécnico

Mi primer día de clases cumplió todas las expectativas: edad promedio 17 años, 98% de mujeres y todas son odontólogas frustradas.


Necesito comprar un despertador... estuve desvelada gran parte de la noche, y me levantaba cada 5 minutos pensando que ya estaba tarde. Tuve el sueño de rigor en el que me despertaba y ya eran las 8am y me había perdido de la clase, pero el reloj apenas marcaba las 358 en la vida real. Finalmente desperté faltando 20 para las 6 y tuve que correr para alistarme.

Sabía que había algo de sadista en el politécnico con la maña de iniciar a las 630: Hasta la maestra se mostró sorprendida del porqué hacernos ir a clases a las 630am para salir a las 10, en vez de correrlo una hora y llegar con mejor disposición a clases un lunes.

Entrar a estudiar a las 6:30 ALGO tiene de bueno. Salí a las 10 am y el resto del día lo tengo desocupado para perder el tiempo como usualmente hago, así que aproveché para sacar mi tarjeta de estudiante para el metro, compré la edición colombiana de la SOHO que viene con una bandita de papel cubriendo las carnes al desnudo de la modelo de la portada y que me ofrecieron empacar para llevármela: no vaya a ser que una chica se le vea caminando por ahí con una revista con mujeres chingoletas. Después me vine caminando para la casa y a esta hora estaría despertándome cualquier otro día, y ya tengo todo hecho y listo.

Es impresionante cómo la hora pico de transporte en la mañana es a las 6am. Hay una cantidad obscena de carros, los buses van llenos a reventar y el metro ni que hablar. Era una marea de personas subiendo y bajando escaleras, entrando y saliendo por los trompos y ésto aún antes que salga el sol.

Sin embargo, ya se encuentran abiertos algunos puestitos de café y desayuno para los más madrugadores y hambrientos. Las chicas, aun a esa hora, ya tienen el pelo completamente planchado, están maquilladas como para irse de fiesta apenas salgan de donde quiera que vayan y usan el "uniforme" medellinense: Los jeans pegados con el ruedo vuelto hacia arriba por lo menos unas 4 pulgadas, blusas de tirantes sobre blusas de tirantes sobre blusas de tirantes, tacones o zapatos de bailarina y la cartera enorme que no combina con nada. Por lo menos ese último punto lo tenemos en común.

Etiquetas:

9 Comentarios:

Anonymous Francisco Duran dijo...

asi como lo veo y por encimita... yo diría que... fue un exito ese primer dia de clases! al final de cuentas y como ya lo habian dicho antes por ahi... la realidad es asunto meramente de percepcion. ;o)

11:57 a. m.  
Blogger Zoe3500 dijo...

Q pereza madrugar!!! pero bueno tienes todo el día libre puedes trabajar sin presión y fijo como las clases son solo entre semana te enfiestas los fines jaja

1:40 p. m.  
Blogger Malasombra dijo...

En mi ciudad tambien los carros son infinitos; el primer bostezo se da entre un deseo de una taza de café y una mufla enloquecedora; y lo que verdaderamente tiene sentido es la no combinacion del bolso de una mujer.

2:12 p. m.  
Blogger Oskr dijo...

interesante, porque como tu sabes en costa rica la hora pico es mucho mas tarde y la gente nunca se ve lista ni arreglada... mas bien como recien levantadas y arreglandose en el camino!!! que dicha que vas bien con todo lo del horario!!!

4:01 p. m.  
Blogger Jaqui dijo...

Bueno, iniciaste con uno de tus objetivos allá, eso es genial. Con lo de la madrugada, pues que dificil!!!! y menos aún verme un poco menos que decente a esas horas, y es que yo empiezo a funcionar luego de las 9am.

Saludos y suerte.

10:40 a. m.  
Blogger Teban dijo...

Pues tranquila, a mi y a la mitad de la ciudad nos toca madurgar, afortunadamente ya termine algunas materias y me puedo quedar durmiendo hasta las 10

11:11 a. m.  
Blogger Matriuzka dijo...

¡Que rudo eso de las 6:30! Yo recuerdo que una vez, en la U matriculé el curso de humanidades a las 7:00 am... para nunca más. Despectivamente una profesora decía "No me gustan los horarios de cafetal"

Suerte con todo, muchos éxitos

¡Saludos!

3:51 p. m.  
Blogger Denise dijo...

Lo de las madrugadas me parece atroz, feroz, cruel, horrible. Te admiro un montón por hacer el esfuerzo! Café café para la narcolepsia aficionada.

Sobre las edad y demás detalles... bueno, qué se le va a hacer, ahí estás poniendo el equilibrio :-)

2:44 a. m.  
Anonymous alejopq dijo...

en otras universidades las clases comienzan a las 600am y en la mayoría de trabajos el laburo arranca a las 730, yo le echo la culpa a los vascos y judios que solo querian madrugar, trabajar y ganar plata.

7:24 a. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal