3 feb. 2008

Memorias musicales

Hace unos días rescaté un cd rayado que tenía guardado y al escucharlo, los recuerdos regresaron como pasajeros de metro en hora pico. Como cualquier CD completamente rayado, este fue amado y muy escuchado en inhóspitas condiciones tropicales, en un discman de los antiguos que no tenía ningún elemento anti brincos.

Era en el tiempo en que vivía en Monteverde, encontrándome a mi misma. Este cd me acompañó en muchas, muchas caminatas. Era una meditación que llevaba mi mente por rutas conocidas, como para hacer un inventario de mis bienes emocionales. El cd lo escuchaba siempre en orden, nunca en shuffle, y si llegaba a casa antes de terminar el cd, para el próximo paseo volvía a comenzar por la primera canción. Así que cortesía de mi hermana, quien me hizo esta versión moderna de "mix tape" que todavía conservo, les presento el MedeaMix2003.

1. La primera canción es la porra de Kirsten Dunst en "Bring it On": voy a decir q es un chiste personal y dejarlo ahí. A veces tenía paciencia para esta canción, y me servía para salir del hotel y agarrar camino. Otras veces le daba skip y comenzaba la rutina con la #2.

2. "Short Skirt, Long Jacket" de Cake. Una imagen más positiva de una mujer guapa e inteligente. Además, es difícil tararear Naranana y no sonreir, así que esta indudablemente le ponía brinquito a mi paso.

3. "I believe in Miracles" de Hot Chocolate. You sexy thang. Así tropicalón playero, también es difícil no sonreir escuchándola. Acá es cuando me ponía esperanzada. Esto también podría pasarme a mi. Encontrar a alguien que uno no espera y que termine ajustándose a todo lo que uno estaba pidiendo.

4. "How Soon is now" de The Smiths. El opuesto de la canción anterior, y mucho más cercano a lo que realmente sucedía cuando salía sola a un bar a tomarme unas cervezas y ver gente. "so you go and you stand on your own, and you leave on your own and you go home and you cry and you want to die". A veces me daba risa lo depresiva que podía ser esta canción, otras veces me iba en el viaje emo y disfrutaba la miseria que me podía brindar caminar bajo una noche lluviosa, en esos paisajes campestres de bosque nuboso de regreso a la casa, con una cerveza de más en el sistema y sintiendo que aunque más barato me hubiera salido comprar la cerveza, tomarla en casa y evitar toda la pantomima de socialización, justamente esa caminata masoquista depre de regreso a dormir hacía que valiera la pena la salida.

5. "Boys don´t Cry" de The Cure. Esta era buena transición. Si estaba muy triste, escuchaba la #4 en repeat. Si no, pasaba a, literalmente, la cura.

6. "Friday I´m in Love" de The Cure. Seguimos saliendo de la tristeza autoinducida, recordando que unos días son mejores que otros, y que si no hay razón específica, siempre es bueno escoger un día que a uno lo haga feliz. Cuando justamente era viernes, sentía que era una coincidencia maravillosa, que fuera viernes también en la canción. Pequeñas cosas que lo ponen a uno feliz, como escuchar "El 7 de Septiembre" de Mecano, justamente ese día.

7. "In this World" de Moby. Waaaaaaaaah, los marcianitos con letreros. Este era más un viaje visual al video. Esa esperanza de que al final, todos podemos ser amigos sin importar las diferencias. De nunca perder la esperanza. Ya acá comenzaba el giro introspectivo, espiritual. Preparación para la siguiente.

8. "Wish you were here" de Pink Floyd. Para los amigos, amores y los ideales. Fue un año donde extrañé a gente que ni siquiera conocía, pero que me hacían falta. También pensaba en los amigos que había dejado atrás al decidir mudarme a 5.5 horas por una carretera practicamente intransitable. Un día, mientras estaba en una galería de arte, escuchaba esta canción cuando uno de mis mejores amigos me llamó, y recuerdo demasiado bien estar ahí sentada en una galería preciosa, en un balcón al aire libre, hablando por horas rodeada de esculturas en madera y plantas, hasta que se me gastó la batería. Ah. Las maravillas de las tarifas fijas y nada de enredos por proveedor de servicios ni minutos.

Usualmente no pasaba de esta canción. Se gastaba la pila, o llegaba a mi destino, me encontraba con alguien, decidía quedarme con The Smiths todo el viaje o ya no quería más terapia. Pero a veces, continuaba hasta el final del disco, rumiando mis pensamientos.

9. "Strong Enough" de Sheryl Crow.
10. "with or without you" de U2.
11. "The sweetest thing" de U2.
12. "All that Jazz", banda sonora de Chicago.
13. "Landslide" de las Dixie Chicks.
14. "Cold day in July" de Dixie Chicks.
15. "Cowboy take me away".
16. "Without You" Dixie Chicks
17. "Sin Wagon" Dixie Chicks

Tenía teorías al respecto de la soledad bastante completas de por qué me la merecía y debía experimentarla en todas sus facetas. Era de notar que yo dejé San José, donde tenía todo lo conocido, buscando algo más. Yo siempre pensé que esto era algo que tenía que hacer, que estaba escrito, que yo tracé ese camino el día que aprendí que el aniversario de Monteverde era justamente el día de mi cumpleaños. Tomé la decisión de irme impulsada por una despedida, pero la hoja de vida la había pasado mucho antes, sabiendo lo que significaría aceptar ese puesto. Cada despedida implicaba un nuevo comienzo, porque con decir adiós, cerraba un capítulo y buscaba nuevas cosas, nuevas actividades, nuevas personas no tanto para olvidar sino para crear nuevas memorias que desplazaran las viejas. Muchas cosas buenas me han llegado justo después de una pérdida.

A la larga, estas canciones me recordaban mis ideales, mi convicción que no hay decisión, por más que parezca un error, que por bien no venga. La noción de no arrepentirse de las metidas de pata, sino de tratar de sacarles lo valioso. Creo que hay un punto al que debo llegar en la vida. Un momento o una situación hacia la que me dirijo constantemente aunque no sé específicamente qué es, pero siento como me llama y me atrae. Pienso que algún día llegaré a esa meta. Sólo al llegar y estar ahí podré ver frente a mi todo lo que hice en la vida, lo bueno y lo malo, y entender entonces cómo cada pieza tenía su importancia en el plan maestro. Que a la larga, todo salió como tenía que salir.

Etiquetas: , , , ,

5 Comentarios:

Blogger Julia Ardón dijo...

¿ qué haríamos sin la música? ¿ verdad?

10:42 a. m.  
Blogger ammortus dijo...

Medea, no hay mal que por bien no venga, lo importante es aprovechar las oportunidades.
Yo también tengorecuerdos y sentimientos atados a canciones

2:48 p. m.  
Blogger Silv dijo...

¡wow! que maravilloso todo lo que pueden generar los recuerdos y la música...

Muchas gracias por las felicitaciones :-)

5:46 p. m.  
Blogger Murasaki dijo...

:_) *snif* Qué hermoso! Me identifico con esa sensación de una especie de "llamado", por ponerle algún nombre.

Y como dijo Cerati: Poder decir adiós es crecer ;)

Saludos!

8:59 a. m.  
Blogger Bellydancingknitter dijo...

pucha, ni yo tengo esas canciones guardadas... nota para irlas bajando de L1M3W1r3 :)

12:12 p. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal